El campo pagará u$s 10 mil millones por retenciones hasta el fin del mandato de Macri

0
66

La siembra de soja y maíz crecerá a pesar de la nueva tasa, mientras que el trigo se encamina a una cosecha récord. Macri prometió que será “temporal”.

El sector agropecuario aportará casi u$s 10 mil millones hasta el fin del mandato de Mauricio Macri sólo en concepto de retenciones, según surge de una serie de cálculos realizados extraoficialmente por las entidades rurales a los que accedió LPO.

Los técnicos de la Sociedad Rural (SRA), CRA, Federación Agraria (FAA) y Coninagro prevén una cosecha 2018/19 en torno a las 123 millones de toneladas, una cifra que representa un 25,5% más que en la campaña anterior afectada por la sequía.

En lo que queda del presente año los derechos de exportación que pagarán los productores agropecuarios serán de alrededor de u$s 2.938 millones, mientras que en 2019, que es un año electoral, ese número ascendería a u$s 6.838 millones.

Un informe de la organización UBATEC difundido por CIARA-CEC indica que el aumento en la producción agrícola generará en el nodo logístico nacional un movimiento económico adicional de unos u$s 418 millones.

El documento afirma que el aumento en la cosecha generará también una inversión adicional en bienes durables por casi u$s 289 millones y unos 2.345 nuevos empleos directos que sumarán una masa salarial de casi u$s 40 millones.

La Bolsa de Comercio de Rosario (BCR) estimó que, a pesar de la suba de retenciones a la soja (actualmente se ubican en un 29%), se prevé que el área de siembra alcance las 18 millones de hectáreas con una cosecha en torno a las 50 millones de toneladas.

“En principio se esperaba un nuevo retroceso en la superficie de soja (por la suba de retenciones). Pero ahora se sabe que el área de siembra se incrementará un 1,3% a nivel nacional”, señaló un informe de la red GEA de la entidad rosarina.

En el caso del maíz, se espera un aumento del 2,6% en el área de siembra sumando en total unas 6,6 millones de hectáreas, aunque en la última semana muchos productores de siembras tardías decidieron no implantar reduciendo el área unas 200 mil hectáreas.

En trigo ya hay números más certeros porque la siembra finalizó hace pocas semanas en 6,3 millones de hectáreas versus 5,43 millones el año pasado. La cosecha, que comienza en diciembre, se prevé en un récord histórico de más de 20 millones de toneladas.

En este sentido, el Observatorio de Datos del Ministerio de Agroindustria de Buenos Aires informó este jueves que la superficie sembrada con trigo en la provincia creció esta campaña un 18,8% con un total de 2,3 millones de hectáreas.

La expansión se registra a partir de un escenario de mejora climática, con una recomposición de humedad en los perfiles del suelo -especialmente en la zona centro y sudeste bonaerense-, y la mejora en la relación de precios insumo/producto.

El ministro de Agroindustria de la provincia, Leonardo Sarquís, comentó que “el trigo y la cebada implican más de 200 mil puestos de trabajo, desde el fertilizante y la semilla a la chacra, los camiones, los molinos, las malterías y los puertos”.

“En la provincia pasamos de dos a cuatro zonas trigueras promoviendo las buenas prácticas agrícolas y la rotación de cultivos. A través de herramientas que se les brindó a los productores hoy vemos más fertilización y mejor calidad”, agregó Sarquís.

Macri en JonAgro

El presidente Mauricio Macri estuvo presente este jueves en el marco de una nueva Jornada Nacional del Agro (JonAgro) organizada por Confederaciones Rurales Argentinas (CRA) en el Palacio de las Aguas en Capital Federal.

“Dada la emergencia, les he tenido que pedir a los que tienen mayor capacidad en la sociedad, a quienes hoy pueden exportar, un esfuerzo temporal con un impuesto que es malísimo, perverso, porque justamente va en contra de lo que queremos: desarrollar cada economía regional orientada a la exportación, creando empleo privado de calidad”, dijo Macri.

Macri aseguró que el “esfuerzo” forma parte de una etapa de transición que atraviesa el país hasta lograr el equilibrio en sus cuentas. “El objetivo final es construir un sistema financiero local y sano que pueda acompañar el desarrollo de sus pequeñas empresas” señaló.

El presidente de CRA, Dardo Chiesa, en tanto, afirmó que el cambio de las retenciones “caló muy hondo en el sentimiento del sector, pero estamos comprometidos con el futuro de la Argentina y trabajaremos para terminar con el populismo y lograr un mejor país”.

“Argentina atraviesa momentos difíciles, y nos lleva a poner el hombro en esta situación para que la tormenta amaine”, concluyó el dirigente rural en un guiño al Gobierno durante el acto inaugural de Jonagro donde estuvo LPO.

RESPONDER:

Please enter your comment!
Please enter your name here

*