Con la aprobación del Presidente, Rodríguez Larreta y Kicillof flexibilizan la cuarentena en el área metropolitana

0
32

Después de 76 días, la cuarentena se flexibiliza en el centro del foco de la infección de coronavirus, en el área metropolitana: la ciudad habilitará los dos días del fin de semana para las salidas con menores y prepara un protocolo para la reapertura de escuelas, mientras que en la provincia dispondrán la apertura de comercios, a pedido de los intendentes, y permitirán las salidas recreativas en el interior del distrito.

La reunión entre el jefe de gobierno porteño, Horacio Rodríguez Larreta, y el gobernador bonaerense, Axel Kicillof, ayer por la noche, fue determinante para avanzar en ese sentido, y hoy terminaron de cerrar el nuevo esquema con el presidente Alberto Fernández, que anunciará la nueva etapa de la cuarentena, que se extenderá por dos semanas más, mañana por la noche en la quinta presidencial de Olivos.

Hoy, preocupado por el impacto del aislamiento en niños y jóvenes, el jefe de gobierno porteño le presentó al Presidente una serie de iniciativas para flexibilizar la cuarentena en la ciudad que incluyen la habilitación de los dos días del fin de semana para la salida recreativa, la implementación de “circuitos lúdicos y tecnológicos, juegos y acertijos en las calles” y la preparación de un protocolo para la reapertura de escuelas.

Las medidas, que el gobierno porteño implementará en los próximos días, son parte de la etapa que viene para la Capital y que incluyen, además, la reapertura de más comercios de cercanía, entre ellos indumentaria y calzado, y el regreso de la actividad física, con un horario acotado y nocturno; en principio, desde las 20 hasta las 8.

Entre los puntos más destacados de lo que comenzará se encuentra la preparación del protocolo de reapertura de escuelas, en conjunto con expertos, para analizar quiénes, cuándo y cómo podrían regresar presencialmente. Según señalaron los especialistas, este punto daría a los niños, niñas y adolescentes un horizonte de futuro para la reapertura de las escuelas. Se trata del primer paso en ese sentido.

Rodríguez Larreta, que asistió a la reunión junto al vicejefe de gobierno, Diego Santilli; el secretario General, Fernando Straface ; la presidenta del Consejo de los Derechos de Niñas, Niños y Adolescentes, Karina Leguizamon , y las especialistas Luisa Brumana (Unicef), Ángela Gentile (Hospital Gutiérrez), Carlota Russ (Sociedad Argentina de Pediatría) y Andrea Abadi , directora infantojuvenil de la Fundación Ineco, además le informó al Presidente la intención de la ciudad de adaptar los mensajes para los chicos. En el trabajo que le presentaron al jefe del Estado también hubo un apartado para los adultos a cargo, con charlas con especialistas para su acompañamiento.

Después de repasar la lista, el Presidente y Rodríguez Larreta se reunieron a solas durante 30 minutos para definir el alcance de las medidas en la próxima etapa de la cuarentena, aunque en el equipo de la ciudad daban por hecho la implementación de todas las medidas. El plan de apertura se presentó en el momento en el que el Ministerio de Salud informó 949 nuevos casos de COVID-19, de los cuales 467 son porteños, un número que está en el límite. Con estos registros, suman 19.268 positivos en el país.

Según proyecciones, en la Ciudad de Buenos Aires hay alrededor de 760.000 niños, niñas y adolescentes, de hasta 18 años. La propuesta resume el consejo de especialistas de múltiples disciplinas convocados por el jefe de Gobierno para analizar nuevas medidas que contemplen el bienestar físico y emocional de los más chicos ante la posibilidad de que comiencen a manifestarse posibles problemas de salud mental asociados a la pandemia, principalmente depresión, estrés postraumático y ansiedad.

“En muchos casos, el aislamiento provoca en los más chicos miedo a salir de casa por temor a contagiarse o contagiar a seres queridos, situación que se agrava por la sobreinformación y la exposición a mensajes dirigidos a adultos”, explicaron fuentes oficiales en un comunicado.

Pese al discurso antiapertura, en la provincia de Buenos Aires también se sumarán algunas actividades. Kicillof atendió el pedido de los intendentes del conurbano, los 40 municipios que rodean a la Capital, y permitirá la apertura de comercios. El gobernador bonaerense les pidió a los jefes comunales que sean estrictos en el cumplimiento de los protocolos sanitarios para evitar nuevos contagios.

Además, mañana, junto al Presidente, anunciará que los niños podrán tener salidas recreativas en el interior de la provincia. Esta medida no se aplicará en el conurbano, donde crecieron de forma exponencial los contagios de la enfermedad. Incluso, está en evaluación la posibilidad de habilitar reuniones familiares o de poca gente, medida que podría impactar en cerca de 10.000.000 de bonaerenses.

El mandatario provincial se reunió hoy con el comité de expertos de la provincia para analizar el desarrollo de la situación epidemiológica. “En estas últimas semanas, la situación epidemiológica de la provincia se agravó, tanto por el crecimiento de casos como por su aceleración. Estamos ante una fase de crecimiento exponencial de la curva de contagios, y nuestra política es seguir cuidando a todos y a todas”, aseguró Kicillof.

RESPONDER:

Please enter your comment!
Please enter your name here

*